tags: AVES Politics

Marcha a las urnas 2010: Nevada

Share This:

Por Maribel Hastings

America’s Voice

LAS VEGAS – Al recrear en Nevada y en otros estados los mítines que en 2008 culminaron en su histórica elección, Barack Obama espera que el entusiasmo que sigue generando entre el público que asiste a sus eventos se refleje en las urnas el 2 de noviembre.

Obama defiende las mayorías demócratas en el Congreso que podrían facilitarle, hasta cierto punto, completar resultados que mostrarle a los electores cuando busque la reelección en el 2012.

Vino a Las Vegas a darle un necesitado espaldarazo al líder de la mayoría demócrata Harry Reid, quien enfrenta una dura reelección ante la republicana Sharron Angle, favorita del Tea Party, pero también vino en busca de su propio espaldarazo.

El viernes en la noche, en el parque de una escuela en medio de un vecindario de Las Vegas, la multitud clamaba “Obama, Obama” pero el presidente pidió que aclamaran por “Harry, Harry”. “Necesito socios como Harry Reid…Todo depende de ustedes , tal y como hicieron en el 2008”, declaró.

Y ambos necesitan urgentemente a los votantes.

Nevada es otro estado donde se conjugan los factores que hacen de esta elección una muy complicada para los titulares. Nevada tiene la tasa de desempleo más alta de la nación, 14.4%, y ocupa el primer lugar en la cifra de embargos hipotecarios. El índice de desempleo en Las Vegas es de 15%.

Los dos principales candidatos republicanos han capitalizado en ese descontento y son dos Reid, padre e hijo, los que están en la mira: Harry Reid en la de Angle, y Rory Reid, candidato demócrata a la gobernación, en la de Brian Sandoval, un republicano que podría convertirse en el primer gobernador hispano de Nevada.

Reid lucha por no correr la misma suerte de Tom Daschle, ex senador de Dakota del Sur que en 2004 perdió su escaño cuando fungía como líder de la mayoría demócrata, algo que no ocurría desde 1952.

Diversos sondeos colocan a Reid y a Angle en una lucha cerrada y los análisis concluyen que el resultado es, de momento, impredecible.

En la pelea por la gobernación, Sandoval aventaja a Rory Reid y diversos análisis señalan que la contienda se inclina a favor del republicano.

Pese al desempleo y los embargos hipotecarios, en la lucha Reid versus Angle, la inmigración ha jugado un papel central.

Reid apoya la reforma migratoria amplia y recientemente trató de incorporar la medida DREAM Act, para legalizar a jóvenes indocumentados, como enmienda a un plan de gastos del Departamento de Defensa.

Angle se opone a la reforma migratoria y apoya la ley SB1070 de Arizona. El alguacil del condado de Maricopa, Joe Arpaio, ha hecho campaña por Angle. Los anuncios de Angle presentan imágenes oscuras y amenazantes de hispanos; afirma que los “ilegales” reciben beneficios públicos y créditos tributarios.

Tras votar por adelantado, una hispana de Las Vegas dijo a America’s Voice: “Para Sharron todos somos ilegales. Se me hace muy racista. Es como traer un Sheriff Arpaio para acá”.

Otra agrega: “No podemos permitir que el Partido Republicano gane porque estaríamos en serios problemas, peor de lo que estamos ahora”.

Reid contesta en los anuncios que si Sharron Angle gana, la comunidad latina pierde.

Los seis semanarios en español publicaron editoriales en favor de la reelección de Reid.