Blog

Obama no quiere dividir familias, pero su gobierno retorna niña ciudadana a Guatemala

by Americas Voice Online on 03/23/2011

Los medios en español reportan hoy sobre dos instancias contradictorias.

En la última escala de su visita a América Latina, en El Salvador, el presidente Barack Obama declaró que

“tenemos que garantizar un sistema de inmigración legal que sea efectivo y que no sea frustrante para las familias, y que no divida familias”.

Y añadió que

“tenemos que asegurar que aquellos que están en Estados Unidos de manera ilegal en este momento, pero que en algunos casos han estado aquí por mucho tiempo y tienen hijos que nacieron en Estados Unidos y que son ciudadanos, tengan la oportunidad de regularizarse ante la ley”.

Tal pareciera que estaba hablando del caso de la niña Emily Samantha Ruiz, de cuatro años de edad, nacida en Estados Unidos de padres indocumentados.

La menor regresaba a Estados Unidos procedente de Guatemala junto a su abuelo. El hombre fue detenido por presuntas pasadas violaciones a las leyes de inmigración y la menor, en lugar de ser entregada a sus padres,  que son indocumentados, fue enviada de vuelta a Guatemala junto a su abuelo. Otro ejemplo de la precariedad en que viven familias de situación migratoria mixta.

La agencia noticiosa EFE  y el diario angelino La Opinión reportan hoy sobre el caso.

EFE escribe que

“la reciente deportación a Guatemala de Emily Samantha Ruiz, una niña nacida en EEUU, ha desatado una guerra mediática entre las autoridades de inmigración y los padres de la menor,  y abre numerosas interrogantes sobre el futuro incierto de niños ciudadanos con padres indocumentados”.

Y agrega que

“Ruiz, una niña de cuatro años de edad, fue deportada de facto junto con su abuelo el pasado 11 de marzo, y su caso ha abonado las críticas contra el Gobierno del presidente Barack Obama, al que grupos proinmigrantes piden que intervenga a favor de la menor”.

 

La agencia señala que “el caso de Emily deja muchas interrogantes que exigen una respuesta, y pronto, por parte de la CBP (Oficina Aduanal y de Protección Fronteriza) y de otras autoridades federales respecto a los derechos de la menor, y el derecho de los padres de recuperar a su hija, sin importar su estatus legal en este país…No está en juego sólo la imagen de la CBP sino también el futuro de Emily y de miles de niños ciudadanos en su misma condición”.

Por su parte, La Opinión escribe que

“después de un par de días de esperar respuesta de parte de las autoridades de CBP sobre lo ocurrido, La Opinión recibió este breve comentario por e-mail de parte de Lloyd Easterling, portavoz de CBP en Washington: “En términos generales, CBP busca reunir a niños ciudadanos con sus padres. Si los padres eligen no tomar custodio de los niños, CBP trabaja con otras agencias para asegurar la seguridad de los menores y/o busca entregarlos a la custodia de otros parientes”.

Pero el diario señala que según el abogado de la familia, al padre de la niña “nunca le presentaron una opción de reunirse con ella…”

La Opinión, AOL Latino, and LatinoCalifornia.com, entre otros, también publicaron esta semana la columna de Maribel Hastings, de America’s Voice, sobre el caso de la niña, titulada La niña de USA en Guatemala.

De otra parte, Obama culminó su gira por Latinoamérica con una escala en El Salvador y varios medios reportan que el Mandatario estadounidense refrendó su compromiso con una reforma migratoria integral, pero no abordó el asunto del Estatus de Protección Temporal (TPS) que el gobierno salvadoreño quiere que sea extendido a sus connacionales, por octava ocasión, o que se solucione de manera permanente.

EFE informa que Obama resaltó que sigue “creyendo en la reforma migratoria integral”, y aseveró que esa iniciativa “es de especial importancia para más de dos millones y medio de salvadoreños que trabajan y viven en los Estados Unidos”.

“Sin embargo, evadió comentar sobre el estatus de protección temporal (TPS, por su sigla en inglés) del que gozan desde 2001 más de 220.000 salvadoreños que residen en Estados Unidos, y quienes aspiraban a una octava extensión de este beneficio migratorio o una “solución definitiva”, escribió la agencia.

Previous post:

Next post: